Kiev empieza la operación militar en el este de Ucrania

Efectivos de los ministerios del interior y de defensa ucranianos han empezado a actuar contra los manifestantes prorrusos en la región de Donetsk. Los mandos de la operación ucraniana califican de agresión rusa las protestas ocurridas en la zona, aunque sin aportar pruebas de ello.

Ucrania finalmente ha empezado la operación militar contra los manifestantes en el este del país. Calificada por las autoridades de “antiterrorista”, tiene como objetivo desalojar a los manifestantes, algunos de ellos armados, de los edificios públicos que ocupan en varios municipios de la región de Donetsk. Vasiliy Krutov, general del SBU (agencia de seguridad ucraniana) al mando de la operación, ha calificado los hechos ocurridos como agresión rusa a la cual el estado ucraniano debe responder tras lo ocurrido en Crimea.

Llamando a parte de los manifestantes tropas especiales rusas, las autoridades justifican el empleo de unidades del ministerio de defensa en el territorio nacional sin estar en guerra declarada contra un enemigo externo. Una acción anticonstitucional, y por tanto ilegal desde el punto de vista jurídico, pero que parece que no va ser problema para el ejecutivo de Kiev.

Las tropas especiales de la policía, los grupos “Alfa” y “Omega” apoyados por helicópteros y blindados del ejército deben ser los encargados de llevar a cabo las operaciones contra los manifestantes. Operaciones que según el comandante de la operación Krutov se espera que comporten bajas tanto entre los manifestantes, como entre la población civil si esta no se retira a sus casas.

Son precisamente las bajas una de las principales preocupaciones. Ya que parece difícil que los militares puedan realizar unas operaciones sin ellas debido al importante apoyo que tienen los activistas prorrusos entre la población. Si estas bajas se hacen finalmente realidad el conflicto puede tomar dimensiones mayores. Por un lado eso puede radicalizar aun más a la población de Ucrania oriental en contra de las autoridades de Kiev. Por otro lado ello puede provocar la intervención activa de Rusia en el conflicto. Es decir, se podría llegar a una situación de guerra civil, de guerra convencional entre Rusia y Ucrania, o una peligrosa mezcla de ambas.

Por ahora las primeras acciones llevadas durante la jornada del martes se saldaron sin la confirmación oficial de muertos. Solo se produjeron dos heridos entre los activistas prorrusos que intentaban tomar el control del aeropuerto regional de la ciudad de Kramatorsk. Al penetrar los activistas dentro del perímetro vallado del aeropuerto fueron recibidos por las fuerzas especiales de la policía ucraniana. La acción ha sido la más destacada del día ya que los militares han sido desplegados desde helicópteros, causando gran revuelo entre la población civil de la ciudad.

Se espera que en los próximos días se intensifique la operación, aunque no se pierde todavía la esperanza de que se pueda llegar a una solución dialogada.

 

*Publicado originalmente en GARA (16/04/2014)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s